#Brandexperience

Marketing emocional

28 noviembre, 2015 • Marketing • Laura Hernandez Castrillo • Views: 303

“La gente olvidará lo que dijiste, la gente olvidará lo que hiciste, pero nunca olvidará cómo la hiciste sentir” – Maya Angelou

Siglo XXI, bienvenido a la infoxicación. Hoy en día, recibimos tanta información que, en vez de ayudar, nos colapsa, nos estresa y como bien dice la palabra nos intoxica.

Internet, Twitter, Facebook, Instagram, Wallapop, correo electrónico, blogs, anuncios en la televisión, en la radio, en la calle… la fragmentación y saturación de los medios de comunicación han hecho reducir la efectividad consiguiendo así la total ignorancia de los consumidores. ¿Acaso tú recuerdas todos los anuncios que te han aparecido hoy en pantalla?

Existe un problema deSobrevive al exceso de información sobrecarga de información, por ese motivo hemos creado a seres inmunes: rechazan los anuncios, bloquean los banners de publicidad y cambian de emisora en el primer instante en el que empieza la publicidad. ¿Acaso tú no haces lo mismo? 

Delante esta realidad, ¿cómo podemos verdaderamente impactar y conectar con nuestro consumidor?

Voilà! Aquí nuestra solución: Marketing Experiencial. Este tipo de marketing permite habilitar las conexiones personales entre marcas y consumidores mediante la creación de experiencias de la vida real para crear recuerdos más fuertes y vínculos emocionales entre las marcas y los consumidores.

Por otro lado, el marketing experiencial no tan solo consigue captar la atención del consumidor sino que también consigue conectar a un nivel emocional

Tal y como indica Zoila Yllañez, Jefa de Campo y Procesamiento del ECO Media, en sus Estudios de neuromarketing: compramos un producto a consecuencia de un impulso, sentimiento o emoción, es decir, los procesos emocionales marcan las decisiones en la compra. Como bien indicaba Zig Ziglar, orador motivacional estadounidense, “People don’t buy for logical reasons, they buy for emotional reasons”. A esto se le denomina Marketing Emocional el cual tiene como objetivo dejar huella en el consumidor, acompañando al individuo en momentos y situaciones especiales y únicas. De esta manera, encontramos la diferencia de unas marcas a otras en los sentimientos.

Pues bien, no solo la teoría nos confirma que el Marketing Experiencial es una de las mejores maneras de hacer marketing en el siglo XXI, la práctica nos lo demuestra.

A continuación os dejo 5 ejemplos en los cuales marcas como Durex, Red Bull y Coca-cola utilizaron el marketing experiencial para llegar al éxito. 

Carrie – El terror se traslada a una cafetería

Los productores de la película han conseguido más de 64.000.000 visitas en este vídeo de youtube.

Red Bull – El salto desde la estratosfera de Felix Baumgartner

Sabes de alguien que desconozca este evento? Red Bull consiguió ni más ni menos que todo el mundo hablase de ellos.

Coca-cola – Sembrando felicidad

Coca-cola sigue reforzando su marca asociada a la felicidad con grandes campañas de marketing experiencial.

Durex – Normas de seguridad

Podría la compañía Durex haber llegado a 1.591.729 personas de otra manera con tan poco presupuesto?

Star Trek – Teletransportación en un centro comercial

Os puedo asegurar, que ninguna de las personas que estuvieron en este centro comercial, van a olvidar este día. Y por supuesto, van a compartirlo con sus amigos, familiares y vecinos. Se convirtieron en altavoces de la campaña.

 

Mediante el marketing experiencial no solo conseguimos conectar con nuestros consumidores, sino que además, tal y como os avanzaba en la primera frase de este post, perduraremos para siempre en sus mentes.

Dicho todo esto, me gustaría terminar con una simple pregunta: No vas a apostar en experiencia de marca después de leer este post?

 

27 de noviembre de 2015

Laura Hernàndez

Tags: , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *